Un día de trabajo de un informático en el año 1994 Un día de trabajo de un informático en el año 1994
Viernes día 30 de Diciembre de 1994: he llegado al trabajo y me he encontrado que la red local estaba caída, todos los empleados... Un día de trabajo de un informático en el año 1994

Viernes día 30 de Diciembre de 1994: he llegado al trabajo y me he encontrado que la red local estaba caída, todos los empleados de la administración están desesperados porque no pueden hacer nada de su trabajo… ahora mismo cada ordenador es totalmente inútil, porque no pueden acceder al disco duro compartido del servidor de la red, ni imprimir en las impresoras. Claro, no es de extrañar, en el trabajo disponemos de una red Novell 2.2 con servidor dedicado, conectado mediante un cableado coaxial basado en conectores BNC y resistencias de cierre que provocan que toda la red caiga si un solo equipo cae.

¡A quién se le ocurrió la idea de añadir otro puesto a base de empalmar el cable coaxial en medio de una topología bus!

Ahora me toca buscar solución al problema, pero para mayor desgracia nuestra red tiene tres resistencias de cierre… ¡a quién se le ocurrió la idea de añadir otro puesto a base de empalmar el cable coaxial en medio de una topología bus! Manos a la obra, hay que buscar en qué equipo está fallando la conexión. El método para resolver el problema será colocar la resistencia de cierre en los diferentes puestos, empezando en el primer equipo de la red y avanzado en orden creciente…

Ya está, el ordenador que falla es el equipo que ocupa el cuarto puesto dentro del orden secuencial de la tipologia BUS… habrá que ver que está fallando exactamente para que esté caído. Estamos tan actualizados en nuestro centro de trabajo que hace poco tiempo pude instalar en todos los puestos el MS-DOS 6.22 que corrige algunos problemas de las versiones 6.0 y 6.20… ¿Encontraré el problema en la configuración del nuevo sistema operativo? ¿Será que no está cargado correctamente el «driver» de la tarjeta de red Ethernet en el fichero Config.sys? ¿Habrá conflictos de hardware? ¿Tendrá bien su IRQ o DMA? ¿Será que no se está cargando desde el fichero Autoexec.bat el software del protocolo IPX en la memoria? Se me agolpan un montón de ideas, pero no puede ser ninguna de ellas, ya que si fuera así solo ese equipo se quedaría fuera de la red, y el resto seguirían operando con normalidad. Si están todos los puestos fuera de la red, este equipo debe tener mal los conectores BNC en el cableado.

He revisado el cable, y sí, se ha soltado parte del apantallado que ha entrado en contacto sus filamentos, destinados a absorber el ruido y otras interferencias, con el hilo principal por donde transitan los paquetes de información de la red. Y es normal que suceda esto, porque este cable se hizo a prisa y corriendo. Ahora toca coger un nuevo conector BNC, unas tijeras de electricista, y una crimpadora BNC, para hacer un nuevo conector. Ya está, conector recolocado, resistencia de cierre de prueba devuelta al último equipo de la red, y todo el sistema de nuestra red LAN de vuelta a la vida. Se oyen aplausos de unos empleados ya casi desesperados.

Cuando se atasca la impresora principal, se hace necesario abrir ese «mastodonte» para mirar en todos los rodillos… a veces cuesta sacar las hojas que se quedan atascadas en los rodillos inferiores.

La mañana se encaminaba a la tranquilidad hasta que ha pasado lo que sucede a menudo… ya está otro documento que no sale impreso. En cuánto a impresoras, tenemos lo último en tecnología, y la reina del centro de trabajo es la impresora HP LaserJet III Si MX, con dos bandejas de 500 hojas de carga cada una, y la novedosa posibilidad de imprimir por las dos caras. Pero se atasca a menudo, y entonces se hace necesario abrir ese «mastodonte» de impresora para mirar en todos los rodillos… a veces cuesta sacar las hojas que se quedan atascadas en los rodillos inferiores.

El problema no está en el atasco en la impresora, entonces ya solo queda mirar la cola de impresión de la red Novell. Teniendo en cuenta que nuestro servidor es dedicado, podemos cargar el gestor de la cola de impresión en el propio servidor bajo el sistema operativo de Novell. El trabajo no está en la cola de impresión. Vuelvo al equipo de trabajo, seguramente se ha perdido la definición de las impresoras dentro de la cola. Ejecuto el comando que me permite ver las impresoras cargadas, y no está. Compruebo en el fichero del Autoexec.bat, y allí está la línea que carga la impresora para el servidor de impresión… el puerto paralelo LPT capturado es correcto ¿Habrá perdido la configuración el programa que la gestiona? Ejecuto de nuevo, y manualmente, el puerto capturado de la red Novell y vuelve a imprimir sin problemas, llegando la información a la cola de impresión del servidor. Otro problema resuelto, de esos fallos que se dan dos o tres veces por mes.

Para los pequeños módulos elegí programar en Clipper contra bases de datos DBF de dBASE III Plus.

Mi labor en la empresa en la que trabajo es ser el responsable de la informática de la entidad, tanto en el apartado software como en el apartado del hardware. Ya he solventado los problemas del hardware surgidos en el día, así que puedo pasar a hacer la labor diaria de software que tengo encomendada. El software principal de gestión administrativa está desarrollado en dBASE IV para red local, así que las bases de datos son de formato DBF. Para estos equipos el dBASE IV no deja de ser un monstruo pesado y lento, además han prescindido de la empresa que desarrolló todo el producto, dejando ciertas tareas que se ejecutan manualmente pasando datos y registros de una base de datos a otra por medio del intérprete de dBASE IV. Ahora me han encargado unos nuevos módulos de pequeño tamaño para ser ejecutados de forma independientes, y deben alimentarse de la base de datos principal de clientes desde el exterior. Para esos pequeños módulos elegí programar en Clipper contra bases de datos DBF de dBASE III Plus. Cada determinado tiempo, y mediante un proceso BATCH —o fichero BAT de MS-DOS— actualizo todos los datos del DBF de dBASE IV hacia otro fichero paralelo de dBASE III Plus. Ahora me piden una aplicación que, rellenando una serie de datos, permita generar certificados individuales en papel, o circulares de miles de cartas. Manos a la obra.

Para procesar los textos en el centro de trabajo los empleados utilizan el magnífico WordPerfect 5.1, herramienta imprescindible para toda la labor de administración, y aplicación dominada con maestría incluso por el empleado que peor se le da la informática. La famosa aplicación de fondo azul permite un magistral manejo de sus características gracias a una larga serie de combinaciones de teclas que permiten el juego de las doce teclas de función junto con las pulsaciones de «Ctrl», «Alt», o «Shift». Y aunque los empleados tienden a memorizar las combinaciones más utilizadas, nadie se desprende de su plantilla de teclas plastificada y colocada delante del teclado, encima de la la mesa.

La aplicación que me han encargado para generar e imprimir certificados y circulares deben mantener una calidad documental en papel idéntica a los certificados manuales que hacen en WordPerfect ¿Cómo puedo lograr ese objetivo en Clipper? De ninguna forma ¿Podré combinar WordPerfect 5.1 y mi aplicación en Clipper para cargar los certificados y ser lanzados por el excelente procesador de textos? No, porque el sistema operativo MS-DOS es monotarea.

¿Y si utilizo un sistema de ficheros BAT del MS-DOS, antes y después de la ejecución, para fusionar textos y cartas por medio del procesador de textos WordPerfect?

Me he vuelto loco dando vueltas, pero he averiguado que el WordPerfect admite la selección de determinados comandos en su ejecución… ¿Y si utilizo un sistema de ficheros BAT del MS-DOS, antes y después de la ejecución, para fusionar textos y cartas por medio del procesador de textos WordPerfect? Puedo crear un texto base en WordPerfect, una especie de plantilla con formato de calidad, crear una aplicación Clipper que obtenga los datos del DBF, y los exporte a un fichero SDF… un «APPEND FROM TYPE SDF» bastará. Mediante los procesos BAT detectaré si al salir de la aplicación Clipper se ha activado alguna plantilla, y si se han exportado datos, entonces desde la linea de comandos llamaré al WordPerfect que fusionará plantilla con datos, para terminar por obtener certificados y cartas con el formato estético requerido para cualquier documento de una administración. Ya tengo trazada en mi mente la solución.

A última hora de la tarde he creado una mini-aplicación en Clipper y la estructura necesaria para realizar una prueba de fusión de un certificado real. He mostrado el funcionamiento al responsable de la oficina de administración y a otros empleados, y se han quedado maravillados; eso es lo que necesitan, reconocen que aquella gran idea, que nunca han visto en otras aplicaciones de software, les va a quitar una gran carga de trabajo. Me voy muy contento con el resultado final de la demostración.

Por hoy he terminado la jornada de trabajo… es viernes… y cuando vuelva al trabajo el próximo día habré estrenado el nuevo año 1995, un año muy interesante porque la empresa más importante de software de la arquitectura PC, Microsoft, anuncia para el nuevo año la llegada de un sistema operativo de entorno gráfico que será revolucionario. Quizás el entorno de mi puesto de trabajo se vea afectado para el nuevo año y, finalmente, tenga que asumir la tarea más importante desde que soy empleado de la empresa… el transición del entorno basado en texto al mundo gráfico.

Manuel Director

Analista informático, desarrolla su labor profesional para importantes clientes en una empresa de Ingeniería de Software. Entre sus logros se encuentra haber ganado un premio internacional, y otro premio a nivel nacional, además de otras dos importantes menciones, todo ello relacionado con el mundo de Internet y la informática. Además es el creador de varios desarrollos de software freeware de gran éxito en varios países. En su tiempo libre fuera de su labor profesional es Director de ParcelaDigital.

Artículos antiguos…